De espaldas

IMG_1221

Por cuanto tiempo se puede estar de espaldas ante una situación? Cerrar los ojos evita el problema? Se puede tener una doble moral con la que regir un comportamiento?

Por un lado duele ver imágenes terroríficas en la televisión (ya he comentado en alguna ocasión que el problema desaparece al cambiar de canal) y por otro lado olvidarlo todo en el supermercado, en la gasolinera, en el tiempo de ocio, en el restaurante o en la ducha.

Hasta cuando se estará de espaldas ante el problema que a todos y cada uno de nosotros nos incumbe.

– ¨Ah! tienes la tarjeta del DIA¨  pero tu no eres un antisistema. Dijo un amigo al entrar en mi casa.

Mi contestación fue seca, borde que dicen algunos, en todo caso fue esta la respuesta ¨yo estoy contra el sistema pero el sistema esta contra ti¨

Y si, ¨soy profesor de golf porque me encanta el reto de enfrentarme en soledad a un acto deportivo, ya sea corriendo en bicicleta o con un palo en la mano¨ Aunque lamentablemente cada vez sufro más en las instalaciones golfísticas. No se cuanto tiempo más voy a poder mantener la complicada situación de compaginar mi vida privada y mi vida laboral. Soy un travesti social.

Es tan solo un ejemplo de la careta que usa el ser humano en su involución. Me preocupo cada vez y me hace cada vez estar más fuera del sistema, no contra él. No hay mayor desprecio que el menor aprecio dice un refrán y esa es la base del sentimiento por el cambio que mueve una corriente no filosófica, sino de modo de vida podría decir. NO se trata de luchar contra el sistema, yo no lo puedo cambiar pero si puedo destruirlo.

Y como hacer, la receta es muy sencilla. Detener en la mayor medida de lo posible el reclamo de todas y aquellas cosas que necesiten un desembolso económico. No, no se puede vivir totalmente fuera del sistema. Tan solo se trata de controlar el instinto de compra y consumo con lo que hemos sido educados.

Ayer fui a dos parques. Por la mañana a Fuxing park, a correr. Allí había infinidad de personas mayores dedican su tiempo a actividades culturales, musicales, de baile, tai-chi, meditación. Actividad física y alimentación como base de salud pública y generacional. Vi en un banco como una señora mayor le daba a un niño un kiwi con una cuchara. Por la tarde fui a Huahai park, zona de extranjeros, a leer en la pradera. Una mujer occidental con sobrepeso le sacaba fotos sin parar a su niña a la vez que galletas de chocolate.

Conocer, aprender. Ser consecuente en una palabra. Saber las consecuencias que derivan de una acción. Que donde viene lo que consumo y que ocurre con los deshechos, con la basura, es de vital importancia para que las personas en general cambien su manera de proceder.

Romper lo establecido. Lo tradicional no siempre es moral.

Un estilo de vida sosegado, austero, proporciona una satisfacción duradera y no superficial como puede ser la visita a un centro comercial. Si, en muchas conversaciones y en diferentes lugares no sirve de una frase sino una acción. Un pequeño detalle de diferenciación como ir a comprar siempre con la misma bolsa de tela y no usar el plástico, evitar los mercados y visitar las tiendas, la verdulería o la frutería del barrio, evitar la contaminación ambiental, acústica y lumínica, usar la bicicleta como medio de transporte en la mayor medida posible, evitar los alimentos procesados procedentes de grandes granjas o plantaciones, etc. Son tantas que es muy difícil enumerarlas.

No voy a hablar aquí de las atrocidades que comete el ser humano. Por la noche vi la película argentina ¨La noche de los lápices¨, estaba solo en casa, cuando acabo necesitaba respirar, salí a sacar al perro aunque no tengo perro, necesitaba salir a pasear. Estuve un rato deambulando, cuando mi perro imaginario cago, volví a casa y me costo dormir.

Las generaciones previas siempre se preocupan de dejar un mejor futuro a las siguientes. Y si en vez de dejarles bienes materiales les dejamos una educación y un mejor planeta (un mejor lugar en el que vivir)? estoy en ello Alba estoy en ello.

IMG_3435

 

 

Deja un comentario